Yoga

La palabra YOGA se originó del radical sánscrito YUJ, que significa unión, en el sentido de ligar al hombre a su propia e íntima realidad. Tiene, por lo tanto, el mismo significado que el término religión que, derivado del latín RELIGARE, es decir  expresa aquello capaz de ligar nuevamente la criatura a su origen, que es el Espíritu Único o Dios.

El YOGA es una ciencia completa de la vida, que se originó en la India hace muchos miles de años, es el sistema de desarrollo y evolución personal más antiguo que hay en el mundo, y abarca el cuerpo, la mente y el espíritu.

 Los antiguos YOGIS tenían una comprensión profunda de la naturaleza esencial del hombre, y de lo que éste necesita para vivir en armonía consigo mismo y con el medio ambiente. 

Percibieron el cuerpo físico como un vehículo, en el cual la mente es el conductor, el alma la verdadera identidad del hombre, y la acción, las emociones, y la inteligencia las tres fuerzas que movilizan el cuerpo-vehículo. Para que haya una evolución integrada, estas tres fuerzas deben estar en equilibrio.

 Aquellos primeros Maestros, teniendo en cuenta la relación recíproca entre el cuerpo y la mente, dieron forma a un método especialísimo para mantener dicho equilibrio, un método que combina todos los movimientos que necesitamos para asegurar la salud física con las técnicas de respiración y de meditación que han de asegurarnos la paz mental.

Todas las disciplinas del Yoga tienen esta meta. Si no fuera así no sería Yoga.

Entre todas las disciplinas del Yoga está el Hatha Yoga.

Sabemos que HA se refiere al sol, como estrella perpetua, vigilante e iluminadora, símbolo del Espíritu divino, y THA, la luna, representando a la mente, espejo reflector de la Luz divina.

El Espíritu Divino debe ser el gobernador de la mente y la mente vehículo silencioso del Señor.

A esto aspira el Hatha Yoga, a serenar los incesantes movimientos de la mente y a despertar la conciencia de lo divino que espera por ello en el seno de nuestro corazón.

Accedé a los items de tu importancia, pulsando en los mismos: